martes, 12 de mayo de 2009

Agarrame fuerte de la mano y no me sueltes.
Conteneme con tu presencia y acompañame con tu ternura.
Quiero eso: caminar hasta el amanecer.
Sentirte cerca a través de tus manos.
Percibirlas.
Tocarlas.
Conocerlas.
Entenderlas.
Agarrada de tu mano quiero matar el tiempo.
Atarlo con una soga y dejarlo en el ahora.
Imaginar que el tiempo es sólo esta noche.
Sin dudas.
Sin preguntas.
Sin respuestas.
Quiero eso: cerrar los ojos y ver tu mirada.
Entenderte sin hablar.
Escucharte sin palabras.
Hablar con tus manos como si fuera tu alma
al menos hasta que muera la noche
y el amanecer me diga que el tiempo no se detuvo
pero que vos no me soltaste
y yo sigo cerca de tu alma.

7 comentarios:

Martín dijo...

Paula, definitivamente, la criatura que escribe lo hace muy bien. Se nota el amor en tus versos. Me gustó mucho! Un beso

Anónimo dijo...

Qué hermoso debe estar cerca del alma de alguien...
Me encanto Pau.
Beso grande

floresazuladas dijo...

Hola! Muy lindo lo que escribiste, muy bonito. un abrazo, estás invitada...

Zimbon dijo...

Cuando lo leí pensé, " Y después?"...
Pero al rato me di cuenta que el después no importa. En estos momentos, el mundo empieza y termina acá.

Muzza dijo...

Ojalá el tiempo fuera sólo esta noche.

Hermoso.

Daniel Shields dijo...

Beautiful. No hay despues, ese momento se repite instante a instante.
Cuando uno siente eso no piensa en el pasado ni en las epocas duras que tuvo que vivir para lograrlo hasta ahí.. qué loco! Pero ese es otro tema, el texto es hermoso!
Gracias.

Anónimo dijo...

Pequeña criatura bonita!

Claudio